Misas

Misas

miércoles, 22 de marzo de 2017

EL CIEGO DE NACIMIENTO


Una simple caricia del Señor, un sólo momento de oración profunda y diálogo con Él hace posible que abramos no sólo los ojos, sino el corazón, para aumentar nuestra Fe y seguirle con más alegría y esperanza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

GRACIAS POR COMENTAR